Descoloniza Tu Dieta: Supercomidas De Latino America

En años recientes se ha visto un movimiento hacia un estilo de vida más saludable, lo cual incluye tener una dieta más saludable. Entre más Latinos enfrentan más problemas de salud como la diabetes, problemas cardiacos y diferentes tipos de cáncer, es extremadamente importante cuidar nuestros cuerpos. La forma más fácil de lograr esto es cambiando nuestra dieta. El blog de alimentos Decolonize Your Diet le enseña a la gente la importancia de comer alimentos naturales: “Es tiempo de reclamar nuestra herencia cultural y deshacer nuestro cuerpo de bebidas azucaradas, comida chatarra y las donas. Cocinar una hoya de frijoles desde cero es un acto micro-revolucionario que honra a nuestros ancestros y a las generaciones que vienen.” Tal vez debamos pensarlo mejor antes de pasar los frijoles.

Aquí tenemos 10 alimentos que puedes incluir en tu dieta que no solo son más saludables pero que también te conectarán con tus raíces ancestrales.

Quínoa:

Quínoa ha estado muy a la moda recientemente. Este grano es un gran substituto del arroz. Es rico en nutrientes y es una fuente completa de proteínas (algo que no podemos decir sobre otros granos.) La Quínoa proviene de los Andes de Sudamérica. Era una de las dos fuentes más significativas de los Incas, la otra siendo el maíz.

Pimentón:

El pimentón está lleno de antioxidantes y nutrientes anti-des inflamatorios que proporciona beneficios potenciales contra el cáncer. También se ha encontrado que el pimentón contiene un total de 7% de vitamina C. El pimentón ha sido cultivado desde hace más de 9000 años en Centro y Sudamérica. Fue descubierto por los colonizadores europeos en los años 1500s y 1600s.

Semilla de Chía

La semilla de Chía solía ser encontradas en tiendas de alimentos saludables pero esta supercomida se ha vuelto tan popular que ahora es común encontrarla en menús de restaurantes y pasillos de tiendas de comida. Cada dos cucharadas contienen entre 140 calorías al igual que ácidos grasosos de omega-3, fibra y proteína. Esta semilla es popular como un aditivo en licuados de frutas y malteadas ya que contienen los 9 amino ácidos esenciales para formar musculo. Otras formas comunes de comerla son espolvoreándola en tu yogurt, avena o ensaladas.

Chayote

El chayote, nativo de México, es miembro de la familia de la calabaza. De hecho, la palabra chayote es derivada de la palabra Nahuatl chayotli. El chayote viene de dos maneras, liso y espinoso. Se puede comer crudo en ensaladas o cocido y relleno. Otras formas de preparación incluyen freírlo, hervido, hacerlo puré o en vinagre. El chayote contiene fibra, y es alto en potasio y bajo en sodio, lo cual es bueno para la presión.

 

Camote

El camote es nativo de Centro y Sudamérica y ha sido consumido desde tiempos prehistóricos. El camote está lleno de antioxidantes y minerales como magnesio, hierro y vitaminas C, E y D. Su contenido alto en potasio es perfecto para bajar la presión ya que remueve el exceso de sodio y regula el balance de fluidos en el cuerpo. También reduce el estrés ya que ayuda a relajar los músculos y a estabilizar los nervios. El camote debe de ser evaporado o hervido al cocinarlo para sacarle todos los nutrientes posibles.

Semillas de Girasol

Las semillas de girasol son una botana rápida y las puedes encontrar en casi cualquier lado. Esta semilla viene del mismo girasol y han sido consumida por los nativo americanos por más de 5,000 años. No solo te dan una ayudadita hasta tu próxima comida, también es alta en vitamina E, magnesio y selenio, lo cual previene enfermedades cardiovasculares, produce huesos fuertes y ayuda a reducir el colesterol.

Papaya

No es secreto para nadie que la papaya viene de Latino América. Esta fruta deliciosa, fue llamada “fruta del ángel” por Cristóbal Colon. Contiene altos niveles de vitamina E al igual que el enzima digestivo papaína que ha demostrado ayudar con la inflamación y a curar quemadas.

Arándanos

Los arándanos son regularmente incluidos en listas saludables por su alto contenido de antioxidantes y su valor asociado con la salud. Pero lo que muchos no saben es que esta súper fruta es nativa de Norte América y los nativos americanos usaban diferentes partes de esta planta para propósitos medicinales.

Cacahuates

Los cacahuates en realidad no son nueces sino legumbres (similar a las lentejas, los chicharos y frijoles) y se creen ser originarios de Sudamérica. Cuando los españoles comenzaban sus exploraciones del “Nuevo Mundo” los cacahuates crecían hasta el norte de México. Los cacahuates son ricos en grasa, el tipo que sí quieres tener en tu cuerpo. Las grasas monoinsaturadas de los cacahuates son importantes para el bienestar del corazón. De hecho, sus niveles de antioxidantes son mayores a los de una manzana o zanahorias, lo cual ayudar a reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares.

Anacardos

Los anacardos, o nueces, como son conocidos, en realidad son la semilla que se encuentra en el fondo de una manzana anacardo. Pertenecen a la misma familia que el mango y el pistacho y provienen de Brasil. Esta fruta, de hecho, es considerada como una delicadeza en Brasil y el jugo de la manzana es considerado como una bebida popular. La nuez misma contiene beneficios similares al de un cacahuate y contiene ácidos grasosos insaturados esenciales al igual que grasas monoinsaturadas que son buenas para tu corazón.

Speak Your Mind